jueves, octubre 18, 2007

Nuevos Escritos

La palabra fugaz, se desata entre tus manos.
Somos dos cuerpos rebeldes que no acatan pensamientos.